El uso de directorios de inicio para el almacenamiento de archivos cuyo acceso está restringido a grupos y usuarios específicos es útil para muchos flujos de trabajo en la nube. Las empresas que desean aprovechar los beneficios de escalabilidad y costos de la nube están ampliando el acceso a directorios de inicio a muchos de sus usuarios. Como las soluciones de almacenamiento de archivos en la nube adhieren a la semántica de sistema de archivos y a los modelos de permisos estándares necesarios, los clientes pueden migrar mediante lift-and-shift a la nube las aplicaciones que necesitan esta capacidad.


La nube ha sido una solución enorme para crear copias de tus archivos y tenerlas siempre a la mano. Por ejemplo, puedes almacenar copias de tus documentos personales como pasaporte, carnet de identidad, certificado de estudios, número de seguridad social o comprobantes de pagos, para consultarlos desde cualquier dispositivo que tenga una conexión a Internet.
Con el paso de los años, el almacenamiento en la nube se ha convertido en una alternativa presente en la vida de todo el que tenga un smartphone. Y es que, servicios como Google Drive o Dropbox nos ofrecen un pequeño almacenamiento cloud de forma totalmente gratuita, con opción de contratar una modalidad de pago si así lo deseamos. Pero seguimos teniendo algunas limitaciones:

Editar: cuando comparte elementos con este tipo de vínculo, los usuarios pueden editar, agregar o eliminar archivos en una carpeta compartida. Los destinatarios pueden reenviar el vínculo, cambiar la lista de personas que comparten los archivos o carpetas y cambiar los permisos de los destinatarios. Si está compartiendo una carpeta, los usuarios con permisos de edición pueden copiar, mover, editar, cambiar el nombre, compartir y eliminar cualquier elemento de la carpeta.


Si bien las soluciones de almacenamiento de objetos permiten el almacenamiento de archivos como objetos, el acceso con aplicaciones existentes requiere código nuevo y el uso de API y conocimiento directo de la semántica de la nomenclatura. Las soluciones de almacenamiento de archivos compatibles con la semántica de sistema de archivos y los modelos de permisos existentes tienen una ventaja única porque no necesitan que se escriba código nuevo para integrarse con aplicaciones que se configuran fácilmente para funcionar con el almacenamiento de archivos compartidos.
La función de reserva activa global le permite poder compartir unidades de repuesto con múltiples volúmenes RAID en el Turbo NAS. Si una unidad de disco duro falla en un volumen RAID, la unidad de reserva activa global automáticamente reemplazará la unidad defectuosa para evitar la pérdida de datos. A diferencia de una unidad de reserva local, la función de reserva activa global otorga una utilización más eficiente de las unidades de reserva.
Buckup+ de Vodafone: En colaboración con Dropbox, te permite guardar el contenido de tu teléfono y acceder a él a través de otros dispositivos. Gracias a esta colaboración, todas las tarifas móviles de Vodafone (incluido Vodafone One) disponen de 25 GB gratis durante un año asociando una nueva cuenta de Dropbox, y si contratas la tarifa Red XL, esta oferta se amplía a los dos años.

Desde OCU deseamos informarte que nuestra página web utiliza cookies propias y de terceros para medir y analizar la navegación de nuestros usuarios con el fin de poder ofrecerte productos y servicios de tu interés. Mediante el uso de nuestro sitio web aceptas esta Política y consientes el uso de cookies. Puedes cambiar la configuración u obtener más información consultando aquí.


Standard ofrece a los equipos 3 TB de almacenamiento y herramientas de colaboración y uso compartido sencillas. Si el equipo requiere más almacenamiento y seguridad, Advanced ofrece tanto espacio como requiera el equipo, además de sofisticadas funciones de administración, auditoría, integración y seguridad. Puedes encontrar más información sobre nuestros planes aquí.
Gracias al control de versiones de Qsync, todas las revisiones de los archivos se guardan como una copia para su posterior recuperación. Gracias al control de las versiones de los archivos, no debe preocuparse por la sobreescritura o eliminación accidental de archivos. Puede recuperar los archivos incluso si se eliminaron de la papelera de reciclaje.
Mega es el predecesor de Megaupload, el servicio de almacenamiento que cerró el FBI en enero de 2012. Ambos fueron fundados por Kim Dotcom, aunque ya no pertenece a Mega porque no estaba de acuerdo en cómo se gestionaba la dirección por parte de los accionistas. Se estima que pronto se podría presentar Megaupload 2.0 (con el que tendríamos 100 GB gratis), aunque llevan un tiempo retrasando su llegada.
OneDrive viene preinstalado en Windows 10 y funciona también en otras plataformas, como iOS, Android o Mac. A pesar de que la política de Microsoft ha sido un tanto errática con OneDrive, pasando de ofrecer 15 GB de almacenamiento gratuito a sólo 5 GB, es una de las mejores opciones para almacenar archivos e imágenes. La posibilidad de editar si tenemos acceso a Internet con Office Online es una gran solución para los usuarios básicos.

Existen varias formas de compartir archivos a través de Internet. Entre todas, se considera que un solo enlace de descarga es la forma más sencilla. File Station de QNAP permite ahora compartir varios archivos a través de las direcciones URL en las que puede hacer clic para descargar su contenido sin que sea necesario ningún inicio de sesión de usuario. Esto elimina las complicaciones de las configuraciones de privilegios y del proceso de inicio de sesión. Se garantiza la seguridad con opciones de SSL y contraseña. El propietario del Turbo NAS puede establecer también un tiempo de expiración de dirección URL para las direcciones URL compartidas.


Los dispositivos de almacenamiento físicos como los discos duros, los pendrive o las tarjetas de memoria están quedando relegados a otro plano. Cuando se ve a alguien utilizando un pendrive produce el mismo efecto que si nos dan un número de fax. Los dispositivos físicos seguirán vendiéndose porque tienen su utilidad y además son muy económicos pero van perdiendo peso ante el amplio uso y proliferación del almacenamiento en Cloud. En la empresa es donde el cambio es más dramático, la empresa quiere que se pueda acceder a los documentos desde cualquier lugar, no tener limitaciones de espacio, liberarse del mantenimiento de dispositivos físicos y guardar los archivos en un almacenamiento externo que proporcione una mayor nivel de seguridad.

Una de las razones por las que Tresorit es tan seguro tiene que ver con la forma en que se cifran los documentos. Se crea una carpeta local instalada en tu sistema Windows o MacOS donde tus datos se guardan cifrados, es decir, antes de ser enviados a los servidores de Tresorit. Una vez enviados, tus archivos permanecen sin ser descifrados. Los únicos competidores aquí a nivel de seguridad son, de nuevo, pCloud y Sync.


Es el almacenamiento de datos entre grupos de recursos virtuales, conocidos como nubes públicas, que se desarrollan desde hardware propietario y lo administra una compañía externa. Debido a que existen algunos riesgos inherentes de no ser propietario o no administrar los sistemas que almacenan sus datos, muchas organizaciones están utilizando contenedores para trasladar sus cargas de trabajo y sus aplicaciones entre los entornos de nube pública. Las soluciones de almacenamiento persistente (como Red Hat® Gluster Storage) ayudan a evitar que esos contenedores fallen, que es lo que hace que las aplicaciones con estado pierdan todos sus datos.
Almacenamiento en bloque: otras aplicaciones empresariales, como bases de datos o sistemas de planificación de recursos empresariales (ERP), a menudo requieren almacenamiento dedicado y de baja latencia para cada host. Esto es similar al almacenamiento conectado directamente (DAS) o una red de área de almacenamiento (SAN). Las soluciones de almacenamiento en la nube basadas en bloques, como Amazon Elastic Block Store (EBS), se aprovisionan con cada servidor virtual y ofrecen la latencia ultrabaja necesaria para cargas de trabajo de alto rendimiento.
×